1b52ddf6f350057

La Región de Murcia ensaya cultivos energéticos para favorecer el mercado de la biomasa

El objetivo es producir biomasa leñosa al menor coste, utilizando especies vegetales con muy baja demanda de agua, que haga posible una biomasa que garantice el buen funcionamiento de la instalación.

La consejería de Universidades, Empresa e Investigación, a través de la Agencia de Gestión de Energía de la Región de Murcia (ARGEM), está ensayando cultivos energéticos con el objetivo de favorecer el mercado de la biomasa (energía renovable que se emplea para la generación de energía térmica y eléctrica) reduciendo los costes del combustible.

En este sentido, ARGEM y en colaboración con organizaciones como el Instituto Murciano de Investigación de Desarrollo Agrario (Imida) y la Federación de Cooperativas Agrarias (Fecoam)tiene en marcha una producción de cultivo energético, que ha sido seleccionado atendiendo a las condiciones agronómicas de la Región de Murcia.

El objetivo es producir biomasa leñosa al menor coste utilizando especies con muy baja o nula demanda de agua (que se adaptan a las condiciones climatológicas de la Región) y desarrollar «un producto de calidad que garantice el buen funcionamiento de las calderas de biomasa».

La finalidad es desarrollar la producción y utilización de energía en zonas rurales. «En AREGM estamos trabajando desde 2002 en proyectos de biomasa, y tenemos importantes experiencias de campo y estudios de viabilidad que nos impulsan a implantar esta fuente de energía renovable en la Región».

Asímismo, García apuntó que la producción de cultivos energéticos supone una oportunidad para los agricultores y también permite aprovechar tierras de retirada, es decir, que no son productivas.

A lo largo de los últimos años, ARGEM ha promovido y participado en diferente proyectos para sacar adelante instalaciones basadas en biomasa, que pueden cubrir la demanda de un edificio o de una piscina climatizada.

Una de las empresas punteras de la Región de Murcia, Energía Solar Innovación SL ha realizado la climatización de la piscina municipal de Beniel y cubre el 100×100 de la demanda de la misma mediante una instalación híbrida de Energía Solar Térmica y Biomasa.

Argem ha culminado recientemente un estudio de los diferentes cultivos leñosos de la Región, que concluye que se producen 540.000 toneladas de biomasa anuales, lo que equivale a 180.000 toneladas de petroleo. Este estudio se enmarca en el proyecto proforbiomed, que forma parte del programa europeo Med de la Comisión Europea, en el que también participa la Consejería de la Presidencia.

A través de este proyecto, en la Región de Murcia es está trabajando en 3 proyectos piloto.

El primero ha sido el estudio del potencial de la biomasa y su coste de extracción, que ha ofrecido datos significativos, sobre todo relativos a los procedimientos de trabajo realizados para extraer la biomasa. Las posibilidades de mejora pueden hacer bajar el coste de producción de la biomasa desde los 50 €/tonelada hasta valores próximos a los 20 €/tonelada.

La segunda acción es la producción de cultivos energéticos y se ha plantado la especie robinia pseudoacacia. Este mes de marzo de 2013 se realizará la primera corta que permitirá obtener datos, aunque la experiencia durará hasta la primavera de 2014.

La tercera linea de trabajo es el estudio sobre la viabilidad de un sistema de calefacción y refrigeración centralizado, alimentado exclusivamente con biomasa.

Proyecto Proforbiomed
El proyecto Proforbiomed constituye una iniciativa innovadora dirigida a aumentar las posibilidades de desarrollo y uso de la biomasa forestal residual para la creación de una cadena forestal energética sostenible, sustentada en un mercado energético de la biomasa.

Para ello, un total de 18 socios de seis países europeos de la cuenca Mediterránea (España, Portugal, Francia, Eslovenia, Italia y Grecia), liderados por la Región de Murcia, pondrán en marcha un amplio número de proyectos piloto para garantizar el aprovechamiento sostenible de los montes mediante el uso de energía renovable.

El proyecto tendrá también un impacto positivo en la conservación del patrimonio forestal Regional, ya que permitirá reducir el riesgo de incendios forestales y plagas, mejorar las rentas cinegéticas y pastorales, la regulación hídrica de los bosques, el control de la erosión superficial e incrementar la la diversidad biológica de las especies de flora y fauna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SOLICITA INFORMACIÓN O PRESUPUESTO